Nuestras creencias

La Trinidad.

 

Dios, encima de todo, es una relación maravillosa de amor. Creemos que hay un solo Dios, quien existe eternamente en tres personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo. 

 

Padre.

 

Dios es el Padre que nuestro corazón siempre añoraba tener. Creemos que Dios el Padre es eterno, omnisciente, omnipotente, y lleno de amor. Dios es absolutamente santo, recto y justo. 

 

Hijo.

 

Jesús es la teología perfecta. Creemos en la Deidad de nuestro Señor Jesús como segunda persona de la Trinidad, su nacimiento de una virgen, su vida sin pecado, sus milagros, sus sufrimientos vicarios, su muerte expiatoria por su sangre derramada, su resurrección corporal, su ascensión a la diestra del Padre y su regreso corporal en poder y gloria.

 

Espíritu Santo.

 

Es la Persona más amable en toda la tierra. Creemos que el Espíritu Santo es la tercera persona de la Trinidad que convence al mundo de pecado, de rectitud y de justicia. 

 

Las Escrituras.

 

Cada palabra es inspirada por la boca de Dios. Son infalibles en sus escritos originales y la autoridad suprema y final de la fe.

 

El hombre.

 

Creemos que el hombre fue creado originalmente a la imagen y semejanza de Dios, pero que toda la raza humana se separó de Dios por causa del pecado. Por tanto, creemos que ningún hombre puede reconciliarse así mismo con Dios y ganar la entrada a su Reino. Sólo hasta que haya nacido de nuevo por el Espíritu Santo habrá reconciliación con Dios para vida eterna.

 

La salvación.

 

Creemos que la salvación es un don de Dios recibido solamente por gracia, que se obtiene por medio del arrepentimiento y de la fe personal en el Señor Jesús y no por las obras del hombre. Creemos que esta fe se manifiesta en conducta y palabras, en obediencia a los preceptos de Dios.

 

El cielo.

 

Hay un infierno para evitar y un cielo para experimentar, que va a ser mejor que los mejores sueños. Creemos que el cielo es la esperanza y el hogar eterno con el Padre, un lugar para todos los que han creído en Jesús y han sido salvos en Él.

 

La iglesia.

 

Creemos que la iglesia es la esperanza del mundo.  La iglesia está compuesta por todos los creyentes que han nacido de nuevo por el Espíritu de Dios en todo el mundo, sin excepción de razas o denominaciones. Creemos que la iglesia es el plan “A” de Dios para extender su amor furioso a toda la tierra. 

 

La segunda venida.

 

Cuando Él venga, lo veremos con nuestros propios ojos. Creemos en la segunda venida física de Jesús en su cuerpo glorioso para establecer su reino en la tierra. 

 

Bautismo en agua.

 

Creemos que el bautismo debe ser uno de los primeros pasos de obediencia a Cristo. Se hace a través de la inmersión en agua y en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Es solamente para los que hayan dado evidencia de haber nacido de nuevo por el Espíritu de Dios.

 

La Cena del Señor.

 

Cada vez que tomamos el pan y la copa, recibimos perdón, sanidad y guía divina. Es una conmemoración del sufrimiento y de la muerte de nuestro Señor Jesús y debe practicarse hasta que Él vuelva. Cada creyente debe examinarse antes de participar de la Santa Cena.

 

El bautismo en el Espíritu Santo.

 

Creemos que el bautismo en el Espíritu Santo es una experiencia definitiva que nos empodera para evangelizar sobrenaturalmente y para vivir en los dones del Espíritu. Sucede después de aceptar a Cristo en el corazón para salvación, o a veces sucede al momento mismo de hacerlo. En resumen, ser bautizado por el Espíritu es estar bajo Su influencia.

 

Sanidad Divina.

 

Creemos en el poder de Dios para sanar el cuerpo y liberar el alma. Orar por los enfermos y oprimidos es una orden que debe ser acatada por la Iglesia. También creemos en la sanidad natural de Dios a través de la medicina y los doctores.  

 

La santidad.

 

La santidad es la evidencia verdadera de una relación constante con Dios. La santificación es la voluntad de Dios para cada creyente y debe buscarse con autenticidad, caminando en obediencia al Señor. Cuando Dios dijo: “Sé santo porque Yo soy santo” no fue una amenaza, sino una promesa. 

 

La resurrección de los muertos.

 

Creemos que Jesús resucitó de entre los muertos por el poder de Dios, y de igual manera todos los hombres resucitarán, unos para la vida eterna,  y quienes se rehusaron a Jesús, resucitarán para el juicio final y eterno. Como Jesús resucitó con su cuerpo tangible, nosotros también vamos a tener cuerpos renovados y más reales de los que tenemos ahora. 

 

Divinidad de Jesús.

 

Creemos que Jesús es la segunda persona de la Trinidad, es un hombre que nunca pecó y en Él habita toda la plenitud de la Divinidad. Él es mucho más que un profeta o maestro que enseñó una nueva filosofía o religión, Él es cien por ciento Dios, cien por ciento humano y cien por ciento lo que desea nuestro corazón — Él es el deseable de las naciones. 

 

Satanás.

 

Creemos que Satanás es el autor del pecado. Creemos que Cristo lo juzgó, lo derrotó en la cruz y que será castigado eternamente. 

 

Hay dos errores iguales y opuestos en los que nuestra raza puede caer sobre los demonios. Uno es no creer en su existencia. El otro es creer, y sentir un interés excesivo e insalubre en ellos. - C.S. Lewis 

 

Matrimonio.

 

La familia es el centro de la sociedad, y por eso el Diablo quiere acabar con ella. Creemos en la institución del matrimonio tal como dice en Génesis 2:24: “Por tanto, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer y serán una sola carne”. 

 

Los ministerios.

 

Creemos que Jesús constituyó a unos apóstoles, a otros profetas, a otros pastores y a otros maestros, a fin de perfeccionar la obra del ministerio (Efesios 4:11).

Comunidad Cristiana de Fe, Medellín

Somos una Comunidad contagiosa de amor que sigue el sueño de Jesús de ver las multitudes hechas discípulos en el río del Espíritu Santo. 

Dirección Campus Medellín y Oficinas 

Av El Poblado #31-253, Medellín, Antioquia, Colombia

Contacto

+57 305 3271781

  • Facebook
  • YouTube
  • Instagram
  • Negro del icono de Spotify

Terminos de servicioaviso de privacidad

© 2020 Comunidad Comunidad Cristiana de Fe, Medellín.